Skip to main content

Etiqueta: Junta de Control de Juegos

Llega a Panamá INSTAGAMES, la nueva opción de juegos de suerte y azar

Con una inversión de más de 7 millones de dólares y con el objetivo de ofrecer diversión y entretenimiento, llegó INSTAGAMES, la nueva opción de juegos de suerte y azar en Panamá.

A través de cinco tarjetas de juego, con una mínima inversión, los compradores tienen opciones de ganar de manera rápida, legal, transparente e instantánea desde $1.00 hasta $50 mil.

Las tarjetas de INSTAGAMES son una propuesta innovadora en el mercado de scratch card o juegos instantáneos, que complementa la oferta en el sector de juegos y azar en Panamá y la única donde las tarjetas no premiadas ofrecen “La Ñapa” dando otra oportunidad de ganar con la misma tarjeta, si no ha salido premiada.

INTAGAMES que cuenta con una licencia otorgada por la Junta de Control de Juegos (JCJ), es operada por JOC Cards S.A., empresa panameña que ha apostado por el país, y tiene el respaldo de Phoenix, un sólido grupo de inversores y directivos reconocidos a nivel mundial en la industria de juegos de azar.

“Todo el equipo de INSTAGAMES y nuestros aliados en los más de 1000 puntos de venta autorizados están comprometidos con el desarrollo de esta nueva oferta para diversión y entretenimiento de todos. Nos sentimos orgullosos de ser una oferta con alto payout, esto significa que nuestros clientes tienen más oportunidades de ganar porque el porcentaje de capital que va a premios es entre 61% y 65%, dependiendo de la tarjeta”, expresó Fernando Paes Afonso, director Ejecutivo de JOC Cards S.A.

Paes Afonso añadió que, este nuevo juego es un aliado del sistema financiero panameño, el cual trabaja para fortalecer la prevención del blanqueo de capitales y lograr la exclusión de la Lista Gris del Grupo de Acción Financiera (GAFI) lo antes posible.

Por su parte, Manuel Sánchez, Director General de la Junta de Control de Juegos (JCJ), le dio la bienvenida a INSTAGAMES y reconoció que esta es la primera empresa de juego instantáneo que va a estar regulada y fiscalizada por la JCJ.

Sánchez manifestó sentirse complacido que la operación de este nuevo juego va a generar más de 2 mil empleos en todo el país y va a aportar al Estado 10% de las ganancias brutas, fondos que son clave para que el Gobierno Nacional desarrolle obras sociales y de infraestructura para beneficio de todos los panameños.

“INSTAGAMES es una nueva opción que impulsa el sector privado y que regula la JCJ. Desde la JCJ reconocemos el esfuerzo y el compromiso de JOC Cards de cumplir con los requisitos de contar con licencia de operación e impulsar el plan de crecimiento a nivel nacional para beneficio de los jugadores, para la generación de puestos de trabajo y la activación de la economía”, destacó Sánchez tras agregar que la industria de juegos de suerte y azar es uno de los 10 mayores contribuyentes económicos al tesoro nacional aportando al año más de $80 millones y genera más de 10 mil empleos.

Atributos de INSTAGAMES

  • Transparencia: toda la información sobre la mecánica del juego, costos de las tarjetas, premios y registro para jugar por “La Ñapa” está disponible en nuestra App INSTAGAMES o en nuestro website www.instagames.pa/
  • Seguridad: la compra, activación y registro de las tarjetas está supervisado por nuestro sistema central. Esto permite que todo el recorrido de la tarjeta esté seguro.
  • Múltiples opciones: Con la tarjeta “Cero es Tres” de $1.00 puedes ganar hasta $10.000.00; con “El Tesoro” de $1.00 puedes recibir cada mes $.500.00 por cinco años; “Dupla de la Suerte” de $.2.00 puedes ganar hasta $20,000.00; “La Terna de la Suerte” de $3.00 ganas hasta $30,000.00; y “La Quina de la Suerte” de $.5.00 puedes ganar hasta $50,000.00.
  • Pago inmediato: premios menores a $100.00 se pueden cobrar en cualquier punto de venta autorizado; premios hasta $2,000.00 son cobrados a través de nuestro APP o página web, y premio superior a $2,000.00 dólares en los puntos de pago autorizadas que aparecen en nuestra web.
Panamá albergará Serie Hípica del Caribe en 2023

Habrá hípica los domingos

Las carreras de caballos en Panamá regresan a sus habituales jornadas de jueves, sábado y domingo, luego que la Junta de Control de Juegos (JCJ) emitiera una resolución en la que se establece la modificación del Reglamento de Carreras de Purasangres.

El documento fue adoptado en la última reunión plenaria de la JCJ, en donde se acordó una modificación al Capítulo XXVI de la Resolución 60 de 30 julio de 1999, específicamente en el artículo 242, que destaca los días y horarios que tendrán las carreras de caballos que se celebran de manera presencial en el hipódromo Presidente Remón.

La principal modificación advierte que una vez la resolución sea promulgada en la Gaceta Oficial, las carreras en el óvalo juandieño se celebrán los días jueves, a partir de las 4:45 pm, y los días sábado y domingo desde las 2:00 pm.

De esta forma, los horarios de los eventos locales regresan a los que se tenían para estas carreras antes de suscitarse la pandemia del covid-19, que obligó al cierre de las instalaciones hípicas durante más de seis meses.

Parte de la resolución indica que la Junta de Control de Juegos ha realizado estos cambios con el propósito de «mantener la tradición hípica de la República de Panamá sobre la base de la certeza jurídica y reglamentaria», destacando además la necesidad de que la dependencia del Ministerio de Economía y Finanzas hiciera un pronunciamiento, antes las constantes quejas de la familia hípica, para que se regrese a los horarios que por muchos años han estado vigentes para los eventos locales.

La citada resolución lleva las firmas de  lleva las firmas del viceministro de Economía y Finanzas, Jorge L. Almengor C., presidente de la Junta de Control de Juegos, el Contralor General de la República, Gerardo Solís, el diputado Raúl Pineda, vicepresidente de la Comisión Legislativa de Presupuesto y del Licenciado Manuel Sánchez Ortega, secretario de la JCJ.

Los términos de esta resolución quedarán vigentes una vez seas publicados en la Gaceta Oficial, situación que podría darse en esta misma semana,

Panamá sede de la Cumbre Iberoamericana del Juego

El secretario ejecutivo de la Junta de Control de Juegos (JCJ), del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) Manuel Sánchez inauguró la Séptima Cumbre Iberoamericana del Juego.

De acuerdo con Sánchez, Panamá tiene una industria de juego regulada, y apoyada en la seguridad jurídica en los juegos de azar, generando empleos e impulsando la economía.

Expositores de 16 países participaron en la Cumbre, entre ellos Colombia, Paraguay, Portugal, Bolivia, Puerto Rico, Argentina, los cuales propiciaron el fortalecimiento de la normativa de la industria del juego, tanto para Panamá y sus naciones, subrayó Sánchez.

Cumbre Iberoamericana del Juego. | Foto: MEF

Los temas a tratar en la Séptima Cumbre Iberoamericana del Juego, serán enmarcado dentro del contexto del Mercado mundial del Juego y los Retos en la Regulación, Impacto y futuro del sector tras la covid-19, Tributación en la Industria del Juego y Desafíos en el sector competitivo e innovador, Situación del Juego en Línea, Perspectivas de las loterías de Iberoamérica.

La industria de juegos de azar y suerte en Panamá, es uno de los 10 mayores contribuyentes económicos del Tesoro Nacional, que aporta en concepto de ingresos, más de 80 millones de balboas al año, y genera más de 10,000 empleos permanentes directos en el país.

Sánchez indicó que la industria del juego en Panamá, reguló el juego en línea, generando ingresos al Estado panameño, actualmente patrocina ligas de fútbol,  programas de periodistas, aportes a la selección nacional y ejecutó la regulación del bingo televisado.

“La actual administración de la JCJ, también creó la Oficina del Juego Responsable, donde se ofrece asistencia profesional a los jugadores compulsivos mediante una psicóloga idónea, que posteriormente serán atendidos a través de clínicas gratuitas, que están dentro de los proyectos a ejecutarse por la institución”, concluyó Sánchez.

Tribunal confirma prescripción del caso Buko Millonario

El Tribunal Superior de Liquidación de Causas Penales de Panamá confirmó que el pasado 26 de enero, se confirmó la prescripción de la acción penal contra ocho ciudadanos por la presunta comisión del delito contra la Administración Pública, en la modalidad de tráfico de influencias en perjuicio de la Junta de Control de Juegos del Ministerio de Economía y Finanzas.

El documento señala que «desde la fecha del acontecimiento del hecho, consistente en la firma del contrato de administración y operación del juego de bingo televisado No.7 de 7 de junio de 2011, al día de hoy, han transcurrido 10 años, 6 meses y 6 días, sin que se haya dictado auto de llamamiento a juicio».

Es válido aclarar que dentro del denominado caso «Buko Millonario», por los delitos de falsificación de documentos en general y falsedad ideológica, el Juzgado Segundo Liquidador de Causas Penales declaró penalmente responsable a tres (3) ciudadanos, entre ellos un exministro del Ministerio de Economía y Finanzas, Frank De Lima y se les condenó a la pena principal de sesenta (60) meses de prisión, el pasado 31 de agosto de 2021.

Además del ex ministro de Economía, están incluidos en este caso: el expresidente Ricardo Alberto Martinelli Linares, Omar Chen, Gabriel Fernández De Marco, Jackeline Chan, Egbert Wright, Giselle Brea Rodríguez y Luis Icaza. Los dos últimos son exdirectivos de la Junta de Control de Juegos (JCJ).

Este proceso penal, inició en el año 2015, cuando se denunció la concesión del Bingo Televisado a una empresa que supuestamente no cumplía con la experiencia y los requisitos exigidos por la ley que en su momento regulaba la operación de los juegos de suerte y azar (Bingo).

JCJ: «Es importante que la industria del juego se reactive»

Con la finalidad de garantizar la protección de los jugadores, clientes y trabajadores de la industria de juegos de suerte y azar, este sector tiene un extenso protocolo de bioseguridad con medidas sanitarias de prevención y control post coronavirus (Covid-19) de acuerdo con una nota de prensa del Ministerio de Economía y Finanzas.

Así mismo, administradores u operadores de casinos y salas de juegos han invertido más de un millón de dólares en adecuaciones, aseguró el Secretario Ejecutivo de la Junta de Control de Juegos (JCJ), Manuel Sánchez Ortega.

Agregó que las adecuaciones incluyen mamparas o separadores de acrílico entre máquinas y el distanciamiento de dos metros entre las mismas. De igual manera, para salvaguardar la salud de quienes acudan a las salas de juego, se mantienen medidas como: toma de temperatura al ingresar, uso obligatorio de mascarillas, las cuales no se podrán retirar mientras se mantengan dentro de la sala de juegos, uso constante de gel alcoholado, desinfección de las máquinas cada vez que un cliente termine de jugar o cuando lo solicite y estará prohibido ingerir alimentos mientras el cliente haga uso de las máquinas tragamonedas, entre otras medidas de bioseguridad.

Sánchez considera que es importante que la industria del juego se reactive, tomando en cuenta que genera más de 10 mil empleos de manera directa, sin contar los empleos indirectos. El pago anual de los salarios directos de los trabajadores de la industria representa para el sector un desembolso de B/.89.1 millones aproximadamente.

Los juegos de suerte y azar generan en Panamá más de B/. 500 millones al año y aportan al Estado un monto superior a los B/. 150 millones, entre participación al Estado y el Impuesto Selectivo al Consumo (5.5%), que está destinado para el pago de pensiones de la Caja de Seguro Social.  Adicional, esta industria invierte B/. 45 millones anuales en alquileres de hoteles y locales comerciales.

Sánchez manifestó también la importancia de promover el juego responsable, razón por la que el país cuenta con una lista de exclusión para las personas que sufren de ludopatía. “Tenemos proyectado a futuro la creación de clínicas de ludopatía con atención psicológica, una iniciativa que fue solicitada por los operadores de casinos”, resaltó.

El Ministerio de Salud, el pasado 16 de marzo, ordenó el cierre de los casinos, salas de apuestas, además de bares, discotecas e incluso áreas de juegos de restaurantes.