Unión Europea debatirá más sanciones contra Rusia este miércoles con la energía como gran dilema

Los países de la Unión Europea estudiarán este miércoles nuevas sanciones contra Rusia en respuesta a la masacre de civiles en Ucrania, con la opción por primera vez de que el bloque responda con restricciones energéticas, aunque esta posibilidad se presenta como un gran dilema europeo.

0
sanciones contra Rusia
Foto: Estonian Presidency en Wikipedia

El hallazgo de más de 400 cadáveres de civiles en localidades a las afueras de Kiev tras la retirada de las tropas rusas genera una renovada urgencia entre los Veintisiete para aplicar más medidas contra Moscú, una situación ante la cual la Comisión Europea apuesta por dar «pasos más ambiciosos».

Distintas fuentes europeas confirman que la quinta ronda de sanciones se discutirá este miércoles a nivel de embajadores europeos, aunque queda por determinar el alcance de la respuesta y si hay un terreno común para sancionar a la energía rusa.

Publicidad
Rincón de Lupe

Esto después de que la propia diplomacia comunitaria, que dirige Josep Borrell, haya puesto de manifiesto este lunes que los Estados miembros avanzarán «con urgencia» los trabajos para imponer nuevas medidas punitivas.

Reticencias de Estados miembros

Eso sí, primero los Estados miembros esperan que Bruselas ponga sobre la mesa una propuesta concreta, que en el caso de incluir el embargo de la energía rusa tendrá que sortear las reticencias de varios socios europeos.

Italia, uno de los países más dependientes de la energía rusa, ha señalado ya que está lista para aplicar sanciones severas a este sector, mientras que Alemania se ha abierto a adoptar medidas contra el petróleo y el carbón, pero por el momento deja fuera el gas.

Para el ministro de Finanzas, Christian Lindner, en este momento «no es posible cortar el suministro de gas» y ha pedido diferenciar distintos tipos de energía a la hora de aplicar sanciones.

Idea que secunda Austria, que considera que la UE no debe aprobar restricciones que afecten más a los países del bloque que a la propia Rusia.

Este lunes, el presidente francés, Emmanuel Macron, ha declarado que es el momento de nuevas y «muy claras» sanciones, también en el ámbito de la energía, y ha adelantado que coordinará posiciones con Alemania.

Hungría, cuyo primer ministro Viktor Orbán ha sido reelegido este domingo con la promesa de proteger los intereses húngaros en el contexto de la guerra en Ucrania, ya afirmó hace semanas que rechazaría cualquier propuesta de sanciones que incluyera limitaciones a la energía.

Así las cosas, los Veintisiete empezarán a dar forma a la quinta tanda de sanciones, con la idea de cerrar lagunas de anteriores rondas y ampliar restricciones como desconectar a más bancos rusos del sistema de conexión de transferencias SWIFT.

Eso sí, la evolución del conflicto en el terreno y la reacción a las masacres rusas pone de relieve la necesidad de que la UE vaya más allá y ahora todas miradas se pondrán en el posible embargo energético.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here