¿Paraíso para quiénes?

0
Hasta ahora 22 países conforman la lista "gris", incluyendo a Panamá y Nicaragua.

 

Nuestro país no sale de una para entrar en otra, y ahora lo confirma otro escándalo de proporciones mayúsculas que le han denominado Pandora Papers “Los papeles de Pandora”, por buscar una traducción literal que se adecúe, como se hizo con el escándalo que precedió a éste, y que fue conocido mundialmente como los Panama Papers “Los papeles de Panamá”.

Publicidad
Metro de Panama Línea 3

El impacto negativo que trajo los Panama Papers a nuestro país, fue histórico, debido a que nos presentó como un país, que era una especie de espejismo donde se desarrollaban “tramas evasoras” de los compromisos fiscales de muchas personas a nivel mundial que escondían sus fortunas y rehusaban el pago de sus tributos, con la creación de compañías y fundaciones en Panamá.

Fue tal el daño a nuestra marca país, que la empresa Netflix presentó una película denominada “La Lavandería”, que dibujaba la versión de los Papeles de Panamá de una forma grotesca, donde el desempeño de grandes figuras del cine norteamericano ganadores del Óscar de la Academia, se vio opacada por una trama que vimos forzada.

¿Cómo surge los Pandora Papers, y que significan? Los Pandora papers surgen de una investigación del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación sobre documentos de constitución de Sociedades Offshore radicadas en Panamá, y se considera como la sucesión de los Papeles de Panamá, que incluye a abogados, políticos, y empresarios etc.

Recordemos que lo que históricamente conocemos como la Caja de Pandora, viene de la mitología griega de un recipiente dado en regalo con instrucciones precisas de no abrirlo, y que lo que tenía en su interior era “todos los males del mundo”. https://n9.cl/oy46

Con este significado, colocan a Panamá como el lugar más cercano a lo deshonroso, o quizás más cercano al infierno. https://n9.cl/iy5c0

En este artículo, debemos recordar que la génesis de todo surgió de la filtración de la información a los servidores de una firma forense de abogados en Panamá, que fue hecha de manera inapropiada, y que despertó el morbo de la identidad de las sociedades y sus propietarios.

Mucho se explicó, y se sigue sosteniendo, ¿Panamá hizo algo ilegal? La respuesta es No ¿Las leyes de nuestro país estaban vigentes y lo permitían al momento en que se constituyeron dichas sociedades? La respuesta es Sí.

Ahora nos encontramos en una nueva lucha, por tratar de levantar nuestro nombre como nación, y le tocará al gobierno de Laurentino Cortizo Cohen enfrentar el embate nuevamente, como lo hizo Juan Carlos Varela Rodríguez en su momento, poniendo en riesgo la poca confianza que dejó el resabio de los Panama papers.

Hace unos cuantos días, regresamos a la lista castigo de los países de la Unión Europea, por considerar que no hemos colaborado como ellos pretenden para evitar la evasión tributaria de sus nacionales. Y ahora, se destapa este segundo escándalo, que parece una medida orquestada, para maniatarnos y obligarnos a adecuar nuestras normas a las disposiciones extraterrioriales que ellos quieren ultrajando nuestra soberanía.

No existe forma de complacer a estos países y organismos internacionales con intereses voraces, y quienes piensan que somos una gaveta en su armario.

No existe otra vía, que no sea defendernos y valientemente pararnos firmes, expresando como un país independiente y soberano un rotundo Basta.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here