Cheesecake con compota de blueberries

0
DP.

Aunque existe variedad de cheesecakes alrededor del mundo, el más conocido por nosotros es el de la receta que aparece en el envase de queso Philadelphia, el cual es un cheesecake denso y firme.  En lo personal prefiero el tipo New York que incorpora crema cultivada al relleno, dándole más ligereza y cremosidad. En Estados Unidos además de estos dos tipos de cheesecake horneados, también encontramos versiones que no llevan cocción.

Publicidad
Rincón de Lupe

Entre los otros tipos de cheesecakes que conocemos están el Käsekuchen de Alemania y el japonés que es súper aireado y se tambalea, ya que mezcla claras (a punto de nieve) y yemas por separado.

CHEESECAKE CON COMPOTA DE BLUEBERRIES

Ingredientes

Base

2 tzas de galletas María molidas

1 barra de mantequilla sin sal derretida

Relleno

454 g (2 bloques de 8 oz) de queso crema tipo Philadelphia suavizado

3 huevos

200 g (1 tza) de azúcar

227 g (8 oz) de crema cultivada (sour cream)

1 cdta de extracto de vainilla

Ralladura de 1 limón

Compota

454 g (16 oz) de blueberries frescos o congelados

Ralladura y jugo de 1 limón

2 cdas de azúcar

Crema batida para decorar

DP.

Procedimiento

1. Precalentar el horno a 325F o 160C.

2. En un bol mezclar con un tenedor la galleta molida con la mantequilla derretida hasta que toda la mezcla quede humedecida de manera homogénea. Cubrir un molde desmontable de 8” (previamente enmantequillado) con esta mezcla compactando todo el fondo y subiendo a 1” en los bordes. Refrigerar por 5 minutos.

3. En el bol de la batidora, batir el queso crema a velocidad baja por 1 minuto hasta que esté libre de grumos y agregar los huevos de uno a uno, cuidando de pasar la espátula por los bordes del bol después de cada adición hasta que estén mezclados.

4. Verter el azúcar de a poco y seguir batiendo siempre a velocidad baja por 1-2 minutos más.

DP.

5. Agregar la crema, ralladura y vainilla, pasando la espátula por el borde para asegurarnos que todo se mezcle bien, pero sin batir de más.

6. Verter la mezcla en el molde.

7. Cubrir la parte de abajo del molde con papel aluminio que cubra hasta los lados y colocar el molde en una bandeja más grande para hacer un baño María.

8. Hornear durante 50 minutos a 1 hora aproximadamente. El cheesecake debe bailar como gelatina en el centro. Sacar del horno y dejar refrescar por 30 minutos antes de cubrirlo ligeramente con papel aluminio y llevarlo a refrigerar por un mínimo de 4 horas.

9. Para la compota de blueberries, hervir en una olla pequeña todos los ingredientes a temperatura media durante unos 5 minutos o hasta que los blueberries se empiecen a deshacer un poco. Retirar del fuego y dejar enfriar.

10. Para desmoldar el cheesecake, pasamos una espátula de metal o cuchillo delgadito alrededor del aro para separarlo del borde y luego abrimos el aro. De igual manera pasamos el cuchillo por debajo de la base de galleta, separando el cheesecake de la base del molde y pasamos a una bandeja o pedestal ayudándonos con 2 espátulas de metal largas.

11. Cubrimos con la compota de blueberries, alisamos con la espátula de metal y decoramos con crema batida.

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here